Adenovirus

A. ESTRUCTURA.

a) Virión: ICOSAÉDRICO que consta de 252 capsómeros. De los 252 capsómeros, 240 son hexones y 12 son pentones. Los hexones se disponen conformando los lados de la superficie icosaédrica y los pentones conforman los vértices. De cada vértice sale una fibra o filamento glicoproteico que lleva en el extremo un hemaglutinina. Este complejo es tóxico a las células – causando redondeamiento y muerte de las células a través de la inhibición de su síntesis proteica. Las proteínas fibrilares determinan la especificidad de las células diana.

b) Núcleo:

– DNA LINEAL BICATENARIO con proteínas unidas a los extremos, la proteína K15 (unida covalentemente) que está relacionada con la replicación. Esta proteína es virus específica y funciona como cebador para la síntesis de DNA vírico. El DNA es infeccioso y tiene capacidad para codificar entre 30-40 genes. El DNA lleva en los extremos las secuencias terminales repetidas e invertidas que le van a permitir formar círculos que son necesarios para la inserción en el genoma celular.

– Proteína terminal (TP), se encuentra al final del genoma y sirve como primer para la replicación.

– Proteínas básicas V, VII; similares a las histonas y estabilizan el ADN.

– Proteína Mu, proteína pequeña tran-sactivadora.

c) Cubierta: ninguna. Son resistentes a los disolventes orgánicos y en general resisten bien en el medio externo. Son sensibles al calor, al pH ácido y a proteasas.

clip_image002

B. CLASIFICACIÓN.

Aislados en 1953 de cultivos de tejido adenoidal humano.

Hay dos géneros:

a) Aviadenovirus: infectan a aves.

b) Mastoadenovirus: se dividen en siete grupos (A a G) en base a sus propiedades físicas, químicas y biológicas. Los virus del grupo A son los más oncogénicos in vivo en animales de experimentación.

Los adenovirus son específicos de especie y los humanos no infectan a animales de laboratorio (inconveniente para la investigación).

C. REPLICACIÓN.

– El virus se fija a receptores de la célula huésped mediante la proteína fibrilar.

– El virus penetra en la célula por endocitosis en vesículas revestidas por clatrina. La membrana de la vesícula fagocítica se rompe por acción tóxica del pentón. Se produce entonces la liberación de la partícula viral dentro del citoplasma, con pérdida de proteínas de la cápside y denudamiento del DNA viral.

– El core migra desde el citoplasma al núcleo via microtúbulos y el DNA viral entra al núcleo a través de los poros nucleares. Una vez en el núcleo el DNA viral es convertido en un complejo histonas celulares-DNA viral, y pueden iniciar la replicación

– El virus se replica dentro del núcleo de la célula huésped. La proteína viral (TP) actúa como primer o cebador. Dos proteínas más codificadas por el virus participan en la replicación: Ad DBP y Ad DNA pol. Además tenemos proteínas celulares en el núcleo que participan en la replicación del genoma viral.

– Síntesis viral. Previo al ensamblaje se sintetizan las proteínas estructurales, las cuales son sintetizadas a partir de los genes virales tardíos (transcritos sólo del ADN viral replicado), siendo los genes virales tempranos responsables de la síntesis de productos que modifican el metabolismo celular y de factores de virulencia.

– El ensamblaje ocurre en el núcleo, pero empieza en el citoplasma, donde polipéptidos individuales se ensamblan en capsómeros (hexones y pentones). Las cápsides inmaduras y vacías son ensambladas en el núcleo celular, donde el core es formado por el ADN genómico y proteínas core asociadas. Las partículas virales tienden a asociarse en el núcleo.

clip_image004

D. PATOGÉNESIS.

LOS ADENOVIRUS INFECTAN CÉLULAS EPITELIALES DE FARINGE, CONJUNTIVA, INTESTINO DELGADO Y EN OCASIONES OTROS SISTEMAS ORGÁNICOS. Por lo general no pasan de los ganglios linfáticos regionales aunque la replicación en tejido linfoide asociado puede causar una viremia subsiguiente puede causar una infección secundaria en los órganos viscerales.

Ocurren tres tipos de infecciones en las células diana:

a) Lítica: Hay muerte celular como resultado de la infección viral (células muco epiteliales). Se da el ciclo replicativo completo. Se producen entre 10.000 y 1.000.000 de virus por célula, de los cuales 1-5% son infecciosos. Se da en células epiteliales.

b) Latente: El virus permanece en la célula huésped, la cual no es eliminada (tejido linfoide como tonsilas, adenoides, placas de Peyer). Dicha infección puede reactivarse en pacientes inmunocomprometidos. Los del grupo C persisten en infecciones latentes durante años en adenoides y amígdalas, y salen en las heces durante muchos años después. La infección latente produce la transcripción de factores que favorecen la producción de citoquinas inflamatorias (IL 8, ICAM 1, FNT alfa), con la consiguiente amplificación del proceso inflamatorio a dicho nivel. Además se ha visto que los adenovirus inducen a células quiescentes entrar a la fase S del ciclo replicativo e inhibir la apoptosis de las células huéspedes.

c) Transformación oncogénica: Se dan sólo los pasos iniciales de la replicación viral. El ADN viral es aparentemente integrado y replicado con el ADN celular, no se producen viriones infecciosos. Algunos productos de los genes tempranos virales inhiben a los antioncogenes. La proteína E1A se une a proteínas celulares alterando sus funciones (p105-RB, p53) e inhibe apoptosis por alteraciones del bcl-2.

E. CLÍNICA.

– El periodo de incubación es de 2-14 días.

– Casi la mitad de las infecciones por adenovirus son subclínicas y la mayoría de las infecciones son autolimitadas e inducen a inmunidad tipo específica.

Producen diferentes síndromes clínicos:

Síndrome clínico Características
Infección del tracto respiratorio superior Coriza, faringitis, tonsilitis, fiebre
Fiebre faringo-conjuntival Fiebre, conjuntivitis, faringitis, cefalea, rash, linfadenopatía
Infección del tracto respiratorio inferior Bronquitis, neumonía, fiebre, tos
Neumonía Fiebre, distress respiratorio, tos, severa en niños pequeños e infantes
Síndrome símil a Pertussis Fiebre, tos paroxística, emésis pos-tusiva
Enfermedad respiratoria aguda Traqueobronquitis, neumonía, fiebre; epidemias en los reclutas militares
Queratoconjuntivitis epidémica Cefalea, conjuntivitis seguida de queratitis, nódulos linfáticos preauriculares
Conjuntivitis hemorrágica/folicular aguda Quemosis, folículos, hemorragias subconjuntivales, nódulos linfáticos preauriculares
Cistitis hemorrágica aguda Sangre en la orina (hematuria macroscópica) fiebre, disuria
Gastro-enteritis Diarrea especialmente en niños menores de 4 años de edad

F. EPIDEMIOLOGÍA.

– Ocurren infecciones endémicas, epidémicas y esporádicas. Brotes frecuentes en reclutas militares, usuarios de piscinas, instituciones residenciales, hospitales, guarderías, etc.

– Transmisión: Gotas, ruta feco-oral (directa y a través de agua pobremente clorinada), fomitas.

– Están muy extendidos entre los niños (máxima incidencia en época escolar). Son responsables de hasta el 10% de las infecciones del tracto respiratorio, y que causan el 10% de casos de gastroenteritis aguda.

– No es una zoonosis y son específicos del hombre. El reservorio es el hombre, especialmente los niños que eliminan virus por saliva, lágrimas, secreciones respiratorias y heces.

– Prevención: vacunas de virus atenuados en cápsulas de gelatina, administración por vía oral.

Artículos relacionados: